Derrota ante Culleredo (65-74)

Los de Sandra Prieto cerraron el año 2016 cayendo ante un conjunto visitante que no dominó el partido de principio a fin como había pasado en el duelo de ida. Espectaculares momentos de los locales hicieron soñar con la victoria, pero no pudo ser. El año que viene reanudaremos la competición como Colideres.
El resumen del partido es “no pudo ser”, se presentaba el choque como importantísimo para el club ártabro, y al mismo tiempo llegaba en un momento malísimo ya que de sus cuatro pivots el Baloncesto Base Costa Ártabra tenía dos bajas Sergio Costa y Kevin Rodeiro y los otros dos Brais Romero y Jony Enriquez estaban seriamente tocados, y de sus aleros tanto Manu García como Nico Coelho arrastraban sendos esguinces que les obligaron a jugar muy mermados, pero el Costa Ártabra ante un pabellón lleno hasta la bandera, con bancos habilitados en uno de sus fondos para los más jóvenes se sobrepuso a la adversidad y planto cara.
La buena noticia y que emocionó a los compañeros y al público cuando se produjo mediado el primer cuarto, fue la vuelta a las pistas de Cristian Vilela, 27 meses después y tras dos operaciones del ligamento cruzado de su rodilla izquierda conseguía volver a vestirse de corto y poner su grano de arena en el equipo ártabro.
Comenzaba el partido con una salida en tromba del conjunto de Culleredo, haciendo valer su tremenda superioridad física, con tres jugadores por encima de los dos metros endosando un parcial de 6-15 que ponía muy cuesta arriba el partido para el conjunto local.
No se amedrento el conjunto ferrolano, con un quinteto extraño, muy bajo pero enrabietado, con un derroche de corazón y de entusiasmo, aderezado de mucho orden en ataque salen al segundo cuarto y le endosa un parcial de 15-0 al conjunto de Culleredo, dándole la vuelta al marcador y metiendo al BBCA nuevamente en el partido, llegando al descanso con un apretadísimo 24-25 que dejaba el partido muy abierto para la segunda mitad.
El tercer cuarto fue donde el partido se partió, el equipo de Culleredo estuvo acertadísimo en ataque y anoto 27 puntos por solo 14 de los locales, consiguiendo al termino del mismo una renta de 14 puntos que a la postre resulto definitiva.
El Baloncesto Base Costa Ártabra tiene algo especial y es que no se da por vencido, volvió a la carga de nuevo, se puso el mono de trabajo y apeló a la épica, con un pabellón volcado, Sandra Prieto puso en pista a Carlos Cotovad y Pablo Rodriguez de pivots, no había más, esto desconcertó al equipo visitante y volvieron a remontar el marcador hasta ponerse a dos puntos, pero al final no pudo ser, y a pesar de endosarle un 27-22 en el último cuarto al conjunto visitante, el equipo de Culleredo se llevaba el partido con un resultado final de 65-74.
Los resultados de la jornada, con unos marcadores poco esperados, llevan al Costa Ártabra a mantenerse colíder con un quíntuple empate en cabeza de la tabla dejando para la vuelta de Navidad, seis jornadas apasionantes.