Crónica del Derby Comarcal: CB Pontedeume Vs BBCA Castelo de San Felipe

59 CB Pontedeume Opticalia-Eume

72 BBCA “Castelo de San Felipe”

Gran partido el disputado en el pabellón de A Casqueira en Pontedeume, ante unos 200 aficionados con un amplio despliegue de aficionados Ártabros que tiñeron de negro las gradas del pabellón y que animaron ataviados con sus bombos y cornetas incesantemente al BBCA.

El partido arrancaba muy igualado, ambas escuadras se tomaban las medidas y trataban de no cometer errores, rápidamente se veía el planteamiento de ambos equipos, el BBCA tiraba de su mayor ritmo de juego y el Eume todo lo contrario, el marcador al final de este cuarto 16-18 reflejaba perfectamente lo que acontecía en la pista.

Comenzaba el BBCA el segundo cuarto metiendo una marcha más castigando a los pivots locales que no podían parar a Johny y con Rubén, lo que les hizo cargarse con faltas, haciendo que Eume tuviera que tirar de rotaciones, esto unido a la gran defensa ejercida sobre David su mejor tirador al que se le maniató impidiéndole realizar tiros cómodos, hizo que el BBCA empezara a marcar diferencias, llegando al descanso con el marcador 30-37, dejando claro el camino a seguir en la segunda parte.

En el paso por el vestuario en el descanso, la consigna del técnico ártabro fue clara, incrementar aún más la intensidad defensiva, para lo cual saco a pista un quinteto muy defensivo y adelanto las líneas, las líneas estaban trazadas y el objetivo claro, los cambios que introduce Pablo a lo largo del periodo siguen el mismo rumbo, las distancias se elevan hasta los 15 puntos y dos canastas del Eume en los albores del cuarto dejan el marcador en 43-54.

En el último cuarto el Eume sacó a la pista todo su arsenal, no era momento de reservarse nada y el cuarto se convirtió en un intercambio de canastas que beneficiaron al conjunto que iba por delante en el marcador, llegando al final con el marcador de 59-72, fiel reflejo de lo acontecido en la pista.

Buen papel del conjunto del Eume, jugando un gran partido y nunca rindiéndose a pesar de ir por detrás en el marcador, buen espectáculo, gran deportividad en la pista y ambientazo en la grada donde también reinó una gran deportividad y camaradería entre ambas aficiones.